23 Mar 2016

¿Cómo se establece la clasificación por edades de los videojuegos?

Consejos

Todos hemos visto la clasificación por edades, sobre todo antes de que empiece un programa de televisión o en los carteles del teatro. ¿Sabías que estas etiquetas también vienen en el embalaje de los videojuegos?

videogames-featured

¿Qué representan?

Para aquellos que son principiantes, sirven para advertir que los contenidos del juego pueden ser, de alguna forma, inadecuados para los niños. En muchos países, la persona debe identificarse de alguna manera al comprar juegos que emiten calificaciones, y si no presenta dicha identificación, no le pueden vender el juego.

En este post repasaremos diferentes sistemas de clasificación utilizados para etiquetar consolas y juegos de PC.

Diferentes sistemas de clasificación

Los sistemas de clasificación por edades varían de un país a otro. En Rusia y Europa se basan en la edad, en Estados Unidos y Australia se consideran otros factores, más que la edad. Por ejemplo, en Australia hay dos clasificaciones diferentes de +18 aplicadas a contenido para adultos o material pornográfico.

En Estados Unidos, la clasificación por edades de los videojuegos y software de entretenimiento, está regulada por una organización estatal llamada ESRB (Sistema de clasificación de contenidos para videojuegos). El sistema de clasificación ESRB no es para restringir, sino advertir. Sin embargo, este sistema apoya las políticas voluntarias de los vendedores a la hora de restringir la venta de los juegos bajo la clasificación de M y AO a consumidores menores de edad (niños de 17-18 años).

En la Unión Europea, la advertencia general del sistema de clasificación por edades para juegos y software se llama PEGI. Curiosamente, este sistema se aplica en países más allá de la Unión Europea. Sin embargo, algunos países de la Unión Europea prefieren sus propios sistemas de clasificación por edad. Por ejemplo, en Alemania la clasificación la gestiona la USK (Autocontrol en el software de entretenimiento).

En Rusia el sistema de clasificación por edades RARS (Sistema de clasificación por edades de Rusia) se aplica a todos los materiales informativos y son regulados por el gobierno. La base legislativa para la clasificación por edades en los juegos es la Ley Federal “Para la protección de los niños contra la información propensa al daño de su salud y desarrollo”.

En Australia, la certificación por edades es responsabilidad de la Oficina de clasificación de cine y literatura de Australia, que supervisa la clasificación de juegos, software de entretenimiento y películas. Cualquier pieza de producción denegada en esta clasificación, tiene totalmente prohibida su distribución y venta en el país. Al mismo tiempo, la decisión no es determinante. En el sur de Australia existe otro comité de clasificación que tiene el poder de revocar la decisión de la Oficina de clasificación nacional en su territorio.

¿Cómo funciona?

Curiosamente, el mismo juego puede tener diferentes clasificaciones en distintos países. La clasificación está influenciada por diversos factores, incluyendo: la violencia, los puntos de vista regionales en materia de sexualidad o religión, y también podrían verse afectados por la geopolítica.

Por ejemplo, Los Sims 4 recibió las siguientes clasificaciones:

  • ACB (Australia) – M (Violencia y referencias sexuales)
  • RARS (Rusia) – 18+
  • PEGI (UE) – 12+ Violencia no realista hacia el humano – imágenes sexuales y/o de insinuación sexual – Violencia que causa daños mínimos
  • ESRB (USA) – T -adolescente (humor crudo, temas sexuales, violencia)
  • USK (Alemania) – 6+

En Estados Unidos, los Sims 4 fue clasificado para “Adolescentes” (13+). Las respectivas características de contenido vienen a continuación:

“El contenido es adecuado para usuarios de 13 años en adelante. Puede contener violencia, temas sugerentes, humor ofensivo, un mínimo de sangre, simulación de apuestas y el uso poco frecuente de insultos”. “De todo lo mencionado antes, los Sims 4 solo tiene “contenido sexual explícito de impacto moderado”.

En Australia el juego fue clasificado como M (Maduro) (“el juego puede contener violencia y desnudos de impacto moderado”). Esto significa que los Sims 4 se puede recomendar a niños mayores de 15 pero su venta no está prohibida para menores de 15 años. El derecho de decidir si el contenido es apropiado para el niño o no, es de los padres.

En Europa, el PEGI clasificó a los Sims 4 como 12+. Esta categoría tolera la violencia no gráfica y los desnudos. En cuanto al lenguaje más vulgar este tiene que ser suave y debe omitir cualquier palabrota relacionada con sexo.

Alemania decidió evadir al PEGI y lo clasificó como 6+. En este país, las clasificaciones por edades tienen en consideración sobre todo la violencia. De hecho, no hay violencia gráfica y explícita en los Sims 4, solo la posibilidad de matar a los personajes una vez. Pero incluso así, la muerte no es representada de manera realista y el juego no muestra nada de sangre.

Clasificando los juegos para niños

Al tratarse de juegos para niños, la clasificación por edades existe para evaluar la complejidad del juego para el niño, sin embargo, la posibilidad de que exista violencia también se considera

Por ejemplo, el juego llamado Tearaway Unfolded, que no presupone tareas muy complejas, (que, sin embargo, lo son hasta cierto punto para un niño de 2 a 3 años), fue clasificado de la siguiente manera:

  • ACB (Australia): G
  • RARS (Rusia): 6+
  • PEGI (UE): 3+
  • ESRB (USA): E — para todas las edades
  • USK (Alemania): 0+

Las clasificaciones de Pokemon X son similares:

  • ACB (Australia): PG — recomendado con la compañía de un adulto
  • RARS (Rusia): 6+
  • PEGI (UE): 7+
  • ESRB (USA): E — para todas las edades
  • USK (Alemania): 0+

¿Cómo deberías interpretar las clasificaciones?

No te fíes mucho de las clasificaciones, en la mayoría de los casos las edades marcadas en las cajas de los juegos solo son una recomendación. Al final del día, es tu responsabilidad como padre elegir a qué juegos quieres que tus hijos jueguen o dejen de jugar.

Antes de comprar un juego:

  1. Lee las críticas
  2. Para tener tu propia opinión sobre el proceso del juego puedes verlos en YouTube.
  3. Compara cómo se clasifica el juego en diferentes países y lee las descripciones de los contenidos. Compra juegos con responsabilidad.

El juego no dañará a tu hijo si eliges sabiamente y con sentido común.